Amorística,  Escudos Energéticos,  Hechizos y Rituales

Hechizo de Matrimonio

Si deseas fortalecer tu relación o quieres casarte, es recomendable que utilices encantamientos de matrimonio, ya que estos pueden reducir la tensión en relaciones preexistentes y permitir que dos personas mejoren su vínculo sagrado, lo que resulta en más amor y armonía entre quien realiza el hechizo y su pareja.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que aunque los hechizos de matrimonio pueden ser útiles para parejas casadas que atraviesan un momento difícil, si estás considerando separarte formalmente, divorciarte o anular tu matrimonio, debes buscar el consejo de un hechicero profesional.

La magia blanca no puede persuadir a alguien para que te quiera o para que te dé sentimientos que no existen previamente. Si el hechicero intenta forzarlo sin la ayuda de un experto, puede experimentar una reacción de energía negativa.

Para que el hechizo de amor de matrimonio funcione, los sentimientos de ambos cónyuges deben ser completamente precisos. Si no ves a tu cónyuge diariamente, tienes disputas regulares o no los respetas y sientes que eres superior a ellos, entonces el hechizo no funcionará.

Para atraer el amor, existen varios hechizos de matrimonio, cada uno con su cantidad de fuerza e intensidad. Es esencial buscar la guía de verdaderos hechiceros al construir hechizos de matrimonio poderosos.

Un hechizo de matrimonio sencillo para cualquiera que desee que su ser querido le proponga matrimonio o comience a hablar de formalizar la relación es el siguiente:

Los ingredientes necesarios para realizar este hechizo de matrimonio son:

  1. Planta Spathiphyllum con flores blancas.
  2. Tierra fresca proveniente de un lugar con significado para ti y tu pareja.
  3. Piedras para colocar en la base de la maceta.
  4. Papel y hilo blanco para escribir y enrollar tu objetivo.
  5. Fotografías tuyas y de tu pareja.
  6. Papel de aluminio para proteger las fotografías.
  7. Tijeras para cortar la flor del tallo después de que haya florecido.

LANZA EL HECHIZO:

  1. Consigue una planta llamada spathiphyllum; las flores de esta planta deben ser blancas para reflejar un vestido de novia blanco.
  2. Vuelve a plantar el spathiphyllum en un nuevo contenedor con tierra fresca cuando llegues a casa. La tierra utilizada para replantar debe provenir de un lugar que tenga un significado para ti y tu pareja.
  3. Agrega piedras en la base de la maceta para mejorar sus cualidades mágicas.
  4. Escribe tu objetivo en un trozo de papel. Enróllalo en un cilindro apretado, asegúralo con un poco de hilo blanco y colócalo en el fondo de la maceta. Es recomendable enterrar el papel debajo de las piedras y la tierra.
  5. Traslada la planta a un área de la casa donde tu pareja pase la mayor parte de su tiempo después de darle una nueva capa de tierra.
  6. Toma una fotografía de ti mismo y otra de tu cónyuge. Enrolla cada una en una bola y colócala en su pedazo de papel de aluminio para proteger su alianza. Pon tu foto en el lado derecho de la planta y la de tu pareja en el izquierdo.
  7. Continúa regando la planta hasta que haya producido al menos una nueva flor.
  8. Corta la flor del tallo después de que haya florecido y colócala sobre una toalla de papel para secarla.
  9. Divide la flor seca en tres partes iguales.
  10. Coloca una tercera parte de la flor en una taza, agrega azúcar y té sin endulzar y mueve la mezcla en sentido horario. Inclínate sobre la taza y di “Sé mi
  11. AMOR “, “Sé mi AMOR” y “Sé mi AMOR”.
  12. Dale el té a tu pareja y asegúrate de que beba hasta la última gota.
  13. Repite el ritual muchas veces durante los próximos dos días para lograr el máximo impacto.

Si tú y tu pareja aún no han comenzado a hablar sobre casarse, debes esperar hasta la próxima luna nueva para iniciar el proceso.

Usa una de las flores recién florecidas que surjan mientras esperas.

Dejar una respuesta

0